Esta es la razón por la que un crédito de vivienda sale más caro de lo que aparenta

Enviado por Equipo Comparabien el Mar, 21/03/2017 - 14:16
La falta de planificación atenta contra sus finanzas y cuando se trata de los créditos hipotecarios, también puede jugarle en contra.

Comprar una vivienda no es un gasto que se supere de un día para otro. La mayoría de este tipo de compras se realizan a través de un crédito hipotecario que tiene como plazo hasta 30 años; es decir, tres décadas pagando para que su inmueble sea totalmente suyo.

Uno de los puntos más difíciles de superar es el caso de la cuota inicial, ya que muchas personas encuentran complicado ahorrar la cantidad necesaria para acceder al crédito. Sin embargo, hay otro aspecto que es preocupante y que muchas veces termina por causar un desbalance en las finanzas de los usuarios.

Se trata de los gastos adicionales al crédito. Una vez que le otorgan el financiamiento, hay una serie de gastos que debe cubrir y que demandan hasta un 5% del valor de la vivienda. Si este gasto no es considerado dentro del presupuesto, el usuario se verá obligado a solicitar un crédito adicional para cubrirlos, ya que no se trata de una cantidad tan pequeña como parece.

Algunas entidades bancarias cobran por el estudio de títulos, mientras que algunas lo incluyen dentro de la hipoteca. De cualquier forma, debe consultar este aspecto al momento de elegir con qué institución solicitará el crédito. Recuerde que hay opciones buenas y otras que no le convienen tanto, todo dependerá de su perfil y de su situación financiera.

Ahora que conoce cuáles son los gastos adicionales, destine un porcentaje de su ahorro a cubrirlos, para que una vez que solicite el crédito, no haya lugar para sorpresas.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

Comentarios