¿Cómo me conviene pagar en el extranjero?

Enviado por Roberto Darrigrandi el Lun, 17/02/2014 - 20:02
¿Cómo me conviene pagar en el extranjero?

Si usted ha tenido la oportunidad de viajar a otros países o tiene pensado hacerlo pronto de considerar varios aspectos prácticos, como por ejemplo cuáles son las distintas denominaciones del dólar y cómo adquirir las monedas de los países de destino.

En lo que se refiere a las denominaciones del dólar, no hay que perder de vista que, excepto en zonas como la del Euro, cada país tiene su propia moneda, aunque típicamente el dólar opera como referente universal.
Esto implica que en ciertos países como Panamá por ejemplo, el dólar opera oficialmente como moneda paralela al Balboa (la moneda local) para todas las transacciones, por lo que en ese caso no sería necesario comprar la moneda del país.

Con respecto a dónde y cómo comprar las monedas del país de destino, una alternativa es intentar comprar en el país de residencia directamente, lo que normalmente está restringido a las monedas de los países con mayor volumen de operaciones, tales como el dólar estadounidense, el euro, libras esterlinas, reales brasileros, etc.

Lo que también se puede hacer es comprar dólares en el país local y luego utilizarlos para comprar la moneda del país de destino al arribar a dicho lugar. El problema acá tiene que ver con el “spread” que aplica el correspondiente banco o casa de cambios, esto es la diferencia entre el precio de compra y de venta para las divisas respectivas. Aquí la sugerencia es, en general, no utilizar las casas de cambio de los aeropuertos, las que tienden a ser naturalmente poco competitivas frente a bancos comerciales u operaciones en el mercado libre.

Otra alternativa es utilizar las tarjetas de crédito internacionales para pagar las compras más importantes, como es el caso de hoteles, restaurantes y tiendas y dejar a la moneda local del país de destino para transacciones menores, como el pago del transporte público.
En este caso el costo está asociado a la comisión que usualmente cobran las empresas administradoras de tarjetas de créditos por transacciones en el exterior y a los gastos de administración propios de los plásticos.

Finalmente, también está la posibilidad de obtener ya sea dólares o la moneda del país de origen mediante su extracción con la tarjeta de crédito o débito en los cajeros automáticos en dicho lugar, en cuyo caso el costo está asociado a un cargo por la transacción que realiza el banco dueño del correspondiente cajero en cuestión.

En resumen, existen diversas formas mediante las cuales un turista puede obtener divisas para sus viajes al exterior, por lo que siempre es importante informarse previamente de las beneficios y costos de cada una de ellas, ya que las diferencias entre éstas bien podrían valer la pena.

---
Sigue a Roberto en @rdarrigrandi

Comentarios